Eliminar cucarachas en un edificio o vivienda no es una tarea sencilla. Se trata de insectos que se adaptan a todo tipo de situaciones y a la supervivencia. Además, cuando llegan a un lugar, suelen hacerlo en colonias, por lo que es muy fácil tener una plaga en muy poco tiempo. Como especialistas en limpiezas generales y control de plagas, recomendamos acudir a profesionales para eliminar correctamente una plaga de cucarachas.

En el caso de no estar todavía ante un problema muy grave, hay algunos consejos que pueden ayudarte a luchar contra estos insectos y prevenir su aparición.

Eliminar cucarachas del hogar

Uno de los errores más habituales cuando aparece una plaga de cucarachas es acudir al uso de los insecticidas más comercializados. Sin embargo, en este caso su uso no es muy efectivo, y se trata de un compuesto que puede llegar a ser muy tóxico para las personas o los animales en el hogar. No solo eso, sino que también pueden dañar el medio ambiente. Por eso, lo mejor en estos casos es utilizar algunos remedios caseros que pueden ser muy útiles para combatir insectos como las cucarachas:

  • Limpieza: el primer paso para luchar contra las cucarachas es la limpieza. Mantener el hogar limpio puede evitar su entrada, y, en casos en los que ya están presentes, limpiar la vivienda con amoniaco diluido en agua puede ser una buena solución. Además, al terminar, es recomendable tirar el líquido sobrantes por la cañería para matar a aquellas cucarachas que aún no han llegado a la casa. Se trata de una opción perfecta en casos de prevención.
  • Rincones escondidos: es importante mover muebles y vigilar los rincones más escondidos del hogar para detectar restos de excrementos que nos alerten de su presencia. El siguiente paso, sería realizar una limpieza profunda de estas zonas, algo que puedes hacer con una mezcla de agua y vinagre, por ejemplo.
  • Insecticida casero: un remedio casero muy útil es la mezcla de leche, azúcar y harina, que las atrae como fuente de alimento, pero añadiendo ácido bórico o bicarbonato puedes terminar con ellas. Para hacerlo bien, es necesario utilizar unos guantes, crear unas bolitas con la mezcla, y depositarlas en aquellas zonas en las que hayas detectado su presencia.

Si no has logrado eliminar el problema, en Limpiezas Abando somos profesionales expertos en control de plagas y podemos ayudarte a solucionarlo.